martes, 1 de abril de 2014

Nuevo Algoritmo Terapéutico de la RedGDPS para DM tipo 2

Se ha presentado recientemente el Algoritmo Terapéutico de la RedGDPS, para tratamiento de la DM tipo 2.


El objetivo del Algoritmo es el de ayudar a los clínicos en la toma de decisiones para el manejo individualizado de la diabetes tipo 2. Contempla las situaciones clínicas, en pacientes adultos con diabetes mellitus tipo 2 (excluyendo embarazadas), que se han considerado más relevantes y frecuentes en nuestra práctica habitual.





Destaca que la Metformina sigue siendo la primera elección en la mayoría de las ocasiones.

martes, 18 de marzo de 2014

REVISIÓN COCHRANE: VACUNAS DE LA GRIPE EN ADULTOS SANOS

Se ha publicado Revisión Cochrane sobre: Vaccines for preventing influenza in healthy adults.

El objetivo de la revisión es identificar, extraer y evaluar todos los estudios que evalúan los efectos (eficacia, efectividad y efectos secundarios) de las vacunas contra la gripe en adultos sanos, incluyendo mujeres embarazadas.

Se incluyen 90 informes que contenían 116 conjuntos de datos; entre estos 69 eran ensayos clínicos sobre de 70.000 personas, 27 eran estudios de cohortes (cerca de ocho millones de personas de) y 20 eran estudios casos y controles (25.000 personas). Se incluyeron 23 informes de la eficacia y de la seguridad de la administración de la vacuna en mujeres embarazadas (cerca de 1,6 millones de pares de madre-niño).

Los autores concluyen que:

Las vacunas de la gripe tienen un efecto muy modesto en la reducción de los síntomas y de los días laborables perdidos en la población en general, incluyendo mujeres embarazadas. 
No se encontró ninguna evidencia de la asociación entre la vacunación de la gripe y los acontecimientos adversos serios en los estudios comparativos considerados en la revisión.

martes, 11 de marzo de 2014

DOMPERIDONA Y RIESGO CARDIACO

La AEMPS ha publicado Nota Informativa informando que el Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia europeo (PRAC) acaba de finalizar la revaluación del balance beneficio-riesgo de los medicamentos que contienen domperidona, motivada por las reacciones adversas a nivel cardiaco.

La domperidona es un antagonista dopaminérgico actualmente autorizado para el alivio de los síntomas de náuseas y vómitos (tanto en adultos como en niños) así como para el tratamiento de la sensación de plenitud epigástrica, malestar abdominal alto y regurgitación del contenido gástrico (indicación reservada exclusivamente a población adulta).


Como resultado de dicha evaluación, el PRAC ha concluido  lo siguiente:
  • El riesgo conocido de aparición de trastornos del ritmo cardiaco aumenta en pacientes mayores de 60 años, en aquellos a los que se les administran altas dosis del medicamento y en los que toman simultáneamente otros medicamentos susceptibles de prolongar el intervalo QT.
  • Estas reacciones cardiacas graves pueden minimizarse si domperidona se administra a dosis bajas, se limita la duración de los tratamientos y se evita su utilización en pacientes de alto riesgo para el desarrollo de patologías cardiacas y en aquellos que tomen al mismo tiempo medicamentos susceptibles de prolongar el intervalo QT o que sean inhibidores potentes del CYP3A4.
  • Las formulaciones para administración por vía rectal no permiten ajustar las dosis de domperidona en función del peso corporal del paciente, por lo que existe el riesgo de exponer a la población pediátrica a dosis superiores a las recomendadas.
  • Los datos disponibles avalan una relación beneficio-riesgo favorable únicamente  para el alivio de los síntomas de náuseas y vómitos, y siempre que se respeten las condiciones de uso anteriormente indicadas.
  • Los datos de eficacia de domperidona en población pediátrica, así como los referentes a la farmacocinética de la administración rectal son limitados, por lo que se exigirán estudios adicionales sobre estos aspectos.
Por ello, el PRAC ha recomendado restringir las indicaciones autorizadas para domperidona,  reducir la dosis y duración de tratamiento recomendados e introducir nuevas contraindicaciones de uso. Adicionalmente ha recomendado suspender la autorización de comercialización de las presentaciones rectales para administración pediátrica y las de administración oral superiores a 10 mg/dosis. 
Mientras tanto, y como medida de precaución, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios recomienda lo siguiente:
  • Utilizar domperidona únicamente para el tratamiento sintomático de náuseas y vómitos, durante el menor tiempo posible y sin sobrepasar una dosis de 10 mg tres veces al día por vía oral para adultos y adolescentes de 35 Kg de peso o más. Para estos mismos pacientes se pueden utilizar supositorios de 30 mg/dosis, dos veces al día. 
  • En niños y adolescentes de menos de 35 Kg de peso se debe administrar por via oral a dosis de 0,25 mg/Kg de peso corporal, hasta tres veces al día.
  • No utilizar supositorios en niños.
  • No utilizar domperidona si el paciente:
    • Está recibiendo otros medicamentos que puedan prolongar el intervalo QT del electrocardiograma o que sean inhibidores potentes del citocromo CYP3A4.
    • Presenta alteraciones de la conducción o el ritmo cardíaco, o condiciones subyacentes de riesgo para la aparición de estas patologías.
    • Presenta insuficiencia hepática moderada o severa.

sábado, 8 de marzo de 2014

DIACEREÍNA: RESTRICCIONES DE USO

La AEMPS ha publicado una Nota Informativa con las Recomendaciones del Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia europeo-PRAC

Estas recomendaciones concluyen:


Tras la reexaminación de la información de seguridad y eficacia de diacereína y analizar nuevas propuestas de minimización de riesgos, el PRAC ha recomendado restricciones de uso de diacereína, concretamente:
  • No se recomienda su uso a partir de los 65 años de edad.
  • No debe utilizarse en pacientes con enfermedad hepática.
  • El tratamiento debe iniciarse con 50 mg/día durante las primeras 2-4 semanas de tratamiento, incrementándose posteriormente a 100 mg/día.
  • El tratamiento debe suspenderse en el momento en que el paciente presente diarrea.
  • Se debe vigilar la aparición de signos y síntomas de alteración hepática.
  • Solo debe usarse en el tratamiento sintomático de la artrosis de rodilla y de cadera.

domingo, 2 de marzo de 2014

RECOMENDACIONES NO HACER


Desde hace unos años la Seguridad del Paciente está haciendo que nos planteemos no sólo lo que tenemos que hacer para el bien del paciente, sino también lo que NO TENEMOS QUE HACER, para evitar actuaciones que pueden provocar efectos indeseables o actuaciones innecesarias.

La semFYC ha publicado el Documento "Recomendaciones NO HACER", donde se recogen 15 actuaciones a NO HACER en las consultas de Atención Primaria y Urgencias.
El objetivo de este documento es disminuir las intervenciones innecesarias, entendiendo como tal aquellas que no han demostrado eficacia, tienen escasa o dudosa efectividad, o no son coste-efectivas. 

Puede que no sean todas las que están o que no estén todas las que son, pero es un inicio.

1. No prescribir antibióticos en la sinusitis no grave, salvo que exista rinorrea purulenta y dolor maxilar, facial o dental durante más de 7 días, o cuando los síntomas hayan empeorado después de una mejoría clínica inicial.

2. No realizar de forma sistemática la determinación de antígeno prostático específico en individuos asintomáticos sin antecedentes familiares de primer grado de cáncer de próstata.

3. No solicitar densitometría (densidad mineral ósea) de forma sistemática en mujeres posmenopáusicas para valorar el riesgo de fractura osteoporótica sin realizar antes una valoración de factores de riesgo que lo justifique (con el FRAX o QFracture, por ejemplo).

4. No prescribir benzodiacepinas a largo plazo en el paciente que consulta por insomnio.

5. No realizar pruebas de imagen como prueba diagnóstica en los pacientes con baja probabilidad pretest de tromboembolismo venoso o embolismo pulmonar.

6. No recomendar de forma rutinaria tratamiento farmacológico de la hipercolesterolemia para prevención primaria de eventos cardiovasculares en personas mayores de 75 años.

7. No prescribir antibióticos en la faringitis, salvo que el resultado del Strep A sea positivo.

8. No prescribir antinflamatorios no esteroideos a pacientes con enfermedad cardiovascular, enfermedad renal crónica, insuficiencia cardíaca o cirrosis.

9. No prescribir omeprazol como protector gástrico al indicar tratamiento con antinflamatorios no esteroideos, en pacientes sin riesgo incrementado de sangrado.

10. No prescribir antibióticos en las infecciones del tracto respiratorio inferior en pacientes sin enfermedad pulmonar obstructiva crónica y en los que se descarta clínicamente que tengan neumonía.

11. No prescribir antibióticos en las bacteriurias asintomáticas en mujeres premenopáusicas no embarazadas, diabéticos y ancianos.

12. No solicitar estudios radiológicos en lumbalgia inespecífica sin signos de alarma*antes de 6 semanas.

13. No mantener la doble antiagregación plaquetaria (aspirina + clopidogrel u otro inhibidor del receptor P2Y12) más allá de 12 meses tras el síndrome coronario agudo y/o angioplastia con implantación de stent.

14. No usar tiras reactivas y glucómetros en pacientes diabéticos tipo 2 en tratamiento con fármacos orales no hipoglucemiantes, salvo en situaciones de control glucémico inestable.

15. No utilizar la terapia hormonal (estrógenos o estrógenos con progestágenos) con el objetivo de prevenir la enfermedad vascular en mujeres posmenopáusicas.


jueves, 13 de febrero de 2014

NUEVA GUÍA NICE OSTEOARTRITIS NO RECOMIENDA SYSADOA

La NICE ha publicado nueva Guía de Práctica clínica en OSTEOARTRITIS donde hace actualización de abordaje diagnóstico y terapéutico de la Osteoartritis.

De entre las recomendaciones más importantes se encuentra la que hace sobre los SYSADOA:

"Por lo tanto, a la luz de la evidencia limitada e incierta en general sobre la eficacia de todas las preparaciones de glucosamina y condroitina, el GDG decidió no recomendar su uso en el NHS."

ATENTOS A SAXAGLIPTINA

La FDA ha emitido una notificación de riesgo sobre saxagliptina, a consecuencia de los resultados del estudio SAVOR-TIMI 53, publicado en la revista New England Journal of Medicine (NEJM).

El SAVOR–TIMI 53 es un ensayo clínico  que incluye a 16.492 pacientes diabéticos tipo 2 con riesgo o historia de eventos cardiovasculares. A estos pacientes los aleatorizaron a recibir saxagliptina o placebo y los siguieron durante 2,1 años de media. Estratificaron los grupos según el estado de la enfermedad cardiovascular y la función renal. El resultado primario del estudio era una variable compuesta de muerte cardiovascular, infarto de miocardio o ictus isquémico, para la cual no encontraron diferencias significativas entre ambos grupos (7,3% vs. 7,2%, Hazard Ratio=1.00 (IC 95% [0.89 – 1.12]; P=0.99).

Saxagliptina se asoció con un 27% de incremento de riesgo de hospitalización por insuficiencia cardíaca.

martes, 11 de febrero de 2014

Ficha de Evaluación de Lixisenatida



- Lixisenatida es el tercer hipoglucemiante análogo GLP-1 -como exenatida y liraglutida- autorizado para la diabetes mellitus tipo 2 (DM2) en combinación con hipoglucemiantes y/o insulina, cuando estos, junto a dieta y ejercicio, no consiguen control glucémico adecuado. Su uso es restringido, mediante visado, a pacientes con sobrepeso e índice de masa corporal IMC >30 Kg/m2.
- No existen estudios comparativos de lixisenatida frente a los fármacos de elección en DM2 (metformina +/- sulfonilurea +/- insulina). Los ensayos realizados no evalúan resultados de morbi-mortalidad, siendo la variable de eficacia la reducción de hemoglobina glicosilada HbA1c (variable subrogada).
- En el único ensayo frente a comparador activo, lixisenatida no demostró claramente ser no-inferior a exentada en la reducción de HbA1c, mientras que redujo el peso menos que exenatida.
- Su perfil de seguridad es similar al de los otros análogos GLP-1, compartiendo los mismos riesgos potenciales: pancreatitis aguda y/o cáncer pancreático, desarrollo de anticuerpos, efectos cardiovasculares y carcinoma medular tiroideo.


RECOMENDACIONES CLAVE:
- Según las evidencias disponibles, lixisenatida no supone avance terapéutico respecto a los antidiabéticos, ni análogos GLP-1, en eficacia, seguridad, pauta o coste. Por el contrario, existe una importante incertidumbre sobre su eficacia en morbimortalidad y seguridad a largo plazo, considerando que el tratamiento de la DM2 es prolongado.

La semFYC propone regular los cigarrillos electrónicos igual que el tabaco

Tras el anuncio del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad de prohibir los cigarrillos electrónicos en centros educativos y sanitarios, en el trasporte público y en las dependencias de las administraciones, la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (SEMFYC), a través de su Grupo de Trabajo de Abordaje al Tabaquismo (GAT), ha elaborado un documento de posicionamiento en el que propone su regulación como un producto de tabaco más. Se cree que el Ministerio debería ampliar lo antes posible su prohibición a todos los lugares públicos cerrados, ya que representan un riesgo para la salud pública y pueden ser una puerta de entrada al consumo entre los más jóvenes.

En el último informe realizado el pasado mes de julio por la Organización Mundial de la Salud (OMS) se indica que no hay evidencia científica consistente para apoyar su uso terapéutico. Por otra parte, la OMS ha prohibido expresamente a los fabricantes que anuncien este producto como una forma de tratamiento del tabaquismo. La Food and Drug Administration (FDA) no considera estos dispositivos como válidos para ayudar a dejar de fumar. Un estudio reciente de la agencia americana manifiesta algunas preocupaciones por presencia de toxinas, emitidas en concentraciones bajas, durante el proceso de vaporización de ciertos cartuchos.

Los cigarrillos electrónicos no son seguros
Hasta la fecha, la mayoría de los estudios realizados sobre estos productos tiene escasa calidad científica, llevándose a cabo con poco rigor y con un número pequeño de muestras. Sin embargo, se pueden extraer algunas conclusiones:
No se sabe si los cigarrillos electrónicos son más seguros que los clásicos, por lo que actualmente no se puede incentivar su utilización.
Se deben evaluar los efectos de las diferentes sustancias que llevan, y la inhalación de éstas varias veces al día durante meses o años. A corto plazo hay un estudio que ha mostrado efectos fisiológicos adversos sobre la función pulmonar en voluntarios sanos, sin que sea posible establecer claramente su relevancia clínica, y sin valorar los efectos a largo plazo de la exposición continuada.
Los riesgos para la salud del vapor emitido se desconocen, aunque todo apunta a que contienen productos tóxicos para la salud.
Los cigarrillos electrónicos representan un riesgo para la salud pública, ya que pueden significar:
o Una puerta de entrada al consumo de tabaco entre los jóvenes.
o Volver a normalizar el tabaquismo.
o Convertir a los exfumadores en consumidores de cigarrillos electrónicos, evitando la abstinencia completa y exponiendo su salud a un nuevo y desconocido tóxico.

martes, 4 de febrero de 2014

Aspirina en la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular y el cáncer

Se ha publicado en la revista Evidencias en Gestión Clínica y Gestión de Servicios de Salud. Nº7 Enero 2014, un análisis del estudio:  Aspirina en la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular y el cáncer: una revisión sistemática de las evidencias de revisiones de ensayos clínicos aleatorizados. 

Las conclusiones del estudio son:

Los resultados indican pequeños efectos absolutos de la aspirina en relación a la carga de estas enfermedades. Cuando la aspirina se utiliza para la prevención primaria de las enfermedades cardiovasculares los daños absolutos exceden a los beneficios. Para valorar el posible beneficio en el cáncer se requiere más información y estudios.

jueves, 30 de enero de 2014

RECOMENDACIONES semFYC PARA PROFESIONALES SOBRE USO DE ANTIBIÓTICOS

Estamos en una época del año en la que las infecciones víricas y bacterianas coexisten de forma importante. El abuso de antibióticos en cuadros que no los precisan están dando lugar a aumento de resistencias de los gérmenes ante los antibióticos, por lo que es importante hacer un uso adecuado de los mismos.
Es por ello que el Grupo de Enfermedades Infecciosas de la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC) elaboró un decálogo de consejos para la para profesionales sanitarios/as:

1. Si disminuyes el uso de antibióticos innecesarios reduces las tasas de resistencia en la comunidad. Las tasas de resistencia a la comunidad las reducimos con la buena y prudente prescripción de antimicrobianos.
2. No todas las infecciones necesitan tratamiento antibiótico. Incluso muchos procesos de etiología bacteriana tienen un curso autolimitado y el efecto de los antibióticos es muy limitado en cuanto a la mejoría de los síntomas y la
evitación de complicaciones graves.
3. Explica detalladamente la pauta y duración de los antibióticos a los pacientes. La resistencia a antibióticos es más probable que ocurra en los casos de mal cumplimiento por el paciente, con la administración de forma intermitente y/o a dosis infraterapéuticas
4. Si tienes que utilizar antibióticos utiliza aquél que se ajuste mejor a la posible etiología, probabilidad de resistencia y localización de la infección, evitando los antibióticos de amplio espectro.
5. Siempre que estén disponibles, utiliza las técnicas rápidas de diagnóstico microbiológico en aquellos procesos en los que las pruebas tengan la suficiente fiabilidad y validez para establecer un diagnóstico etiológico (strepA para amigdalitis y PCT para bronquitis-neumonía). De esta forma lograrás disminuir la incertidumbre diagnóstica y un uso más racional de los antibióticos.
6. Utiliza tus habilidades comunicativas con los pacientes. No presupongas que los pacientes siempre quieren que les prescribas un antibiótico. No te sientas presionado por ello, comparte con los pacientes la incertidumbre sobre tu decisión de prescribir o no un antibiótico y si tienes dudas sobre le evolución de la infección, recomienda la prescripción diferida del antibiótico.

7. No utilices los antibióticos de forma preventiva en los casos en los que no esté plenamente establecida esta indicación.
8. No presupongas que los pacientes están informados sobre el uso adecuado de los antibióticos. Si no prescribes un antibiótico al paciente, infórmale sobre su enfermedad y los riesgos de utilizar los antibióticos cuando no estén indicados, si puedes, entrégale documentación escrita.
9. Si no estás de acuerdo con la indicación, no prescribas un tratamiento con antibióticos indicado por otro/a médico/a o profesional sanitario/a o dispensado en una oficina de farmacia sin receta.
10. Retira el antibiótico pautado por otro/a profesional o autoadministrado, si consideras que no se necesita. Raramente aparecen resistencias de alto grado o persistentes cuando la exposición de la flora de las mucosas al antibiótico no sobrepasa un periodo corto de uso (inferior 3-4 días) y siempre será menor que mantenerlo durante periodos de tiempo prolongados.

lunes, 27 de enero de 2014

Recomendaciones para no realizar intervenciones innecesarias



12 Sociedades Científicas de distintas especialidades médicas han presentado recomendaciones para no realizar intervenciones innecesarias en la toma de decisiones de los profesionales al tratar a un paciente. Cada sociedad científica ha presentado cinco recomendaciones priorizadas.


Medicina Interna
• No está indicado el cribado ni el tratamiento de la bacteriuria asintomático, incluyendo pacientes con sondaje vesical, salvo en el embarazo o en procedimientos quirúrgicos urológicos.
No usar ácido acetilsalicílico como prevención primaria en personas sin enfermedad cardiovascular.
No usar benzodiacepinas para el tratamiento del insomnio, la agitación o el delirio en personas de edad avanzada.
• La determinación de los péptidos natriuréticos no está indicada para la toma de decisiones terapéuticas en la insuficiencia cardiaca crónica.
• En la mayoría de ocasiones que se detecta una cifra de presión arterial elevada no existe indicación para iniciar tratamiento antihipertensivo de manera inmediata.
PATOLOGIA DIGESTIVA
• No programar revisiones, ni colonoscopias antes de 5 años en el seguimiento postpolipectomía de pacientes con uno o dos adenomas menores de un centímetro, sin displasia de alto grado, completamente extirpados en una colonoscopia de alta calidad.
 No dar profilaxis antibiótica a personas con pancreatitis aguda leve.
• No prescribir IBP como gastroprotección en pacientes sin factores de riesgo de complicaciones gastrointestinales. • No restringir la ingesta de líquidos en los pacientes con ascitis, salvo en presencia de hiponatremia dilucional con natremia inferior a 125 meq/l.
• No utilizar la detección de anticuerpos IgA, ni IgG anti-gliadina para el diagnóstico de la enfermedad celiaca.
REUMATOLOGIA
• No usar dos o más antiinflamatorios no esteroideos (AINEs) de manera simultánea ya que no incrementa la eficacia y sí la toxicidad.
• No utilizar sustancias terapéuticas inyectables a nivel local para el dolor lumbar inespecífico.
• El lavado artroscópico con desbridamiento no está indicado en los pacientes con artrosis de rodilla salvo clara historia de bloqueo mecánico.
• No se debe utilizar ni la QUS (ultrasonometría cuantitativa) ni la radiografía simple para el diagnóstico de la osteoporosis.
No se recomienda la práctica de TAC ni de RMN en la cervicalgia o lumbalgia inespecíficas sin signos de alarma.
ENDOCRINOLOGIA Y NUTRICIÓN
• No utilizar glitazonas en pacientes diabéticos con insuficiencia cardiaca.
• No utilizar sulfonilureas en el tratamiento de pacientes ancianos con insuficiencia renal.
• No determinar tiroglobulina en la evaluación inicial de la malignidad de un nódulo tiroideo.
• No repetir la determinación de anticuerpos antitiroideos en los pacientes diagnosticados de disfunción tiroidea en los que ya han sido positivos con anterioridad.
• No realizar ecografía tiroidea a todo paciente con hipotiroidismo subclínico.
NEUMOLOGÍA
• En pacientes EPOC, con presión parcial de oxígeno en sangre arterial (PaO2) mayor de 55 mmHg y sin desaturación por ejercicio, no prescribir tratamiento ambulatorio con oxígeno.
• En el asma bronquial, no utilizar LABA's (broncodilatadores betamiméticos inhalados de acción prolongada) como único tratamiento
• No se debe realizar de forma rutinaria resonancia magnética para evaluar el estadio del tumor primario en el cáncer pulmonar de célula no pequeña.
• No utilizar sistemáticamente antibióticos para el tratamiento de pacientes con agudizaciones de EPOC sin datos de gravedad y con un solo criterio de Antonhisen (que no sea la purulencia de esputo)
• En pacientes con dificultad para mantener el sueño no utilizar hipnóticos sin tener un diagnóstico etiológico previo. 

PEDIATRIA
• No retrasar la antibioterapia empírica ante la sospecha de enfermedad meningocócica invasiva por el hecho de obtener cultivos (sangre y/o líquido cefalorraquídeo).
No realizar, de forma rutinaria, electroencefalograma ni estudios de neuroimagen (TAC, RM), en niños y niñas con convulsión febril simple.
No dar antibióticos de forma rutinaria a niños y niñas con gastroenteritis.
• No utilizar test serológicos para el diagnóstico de la enfermedad celiaca en niños y niñas, antes de que el gluten haya sido introducido en la dieta.
• No se recomienda el uso rutinario de la radiografía de tórax en la bronquiolitis aguda.
NEFROLOGIA
• No iniciar tratamiento sustitutivo renal con diálisis sin haber hecho previamente una adecuada toma de decisiones en la que participen el paciente, la familia y el médico.
• En el paciente anciano con enfermedad renal crónica (ERC) y proteinuria, no se deberá procurar un objetivo de presión arterial inferior a 130/80 de forma rutinaria.
• No se deberá usar de forma rutinaria la asociación de un inhibidor directo de la renina y un inhibidor del enzima convertidor de la angiotensina (IECA) o antagonista de los receptores de angiotensina II (ARAII).
• No prescribir suplementos de ácido fólico, ni vitamina C específicamente para el tratamiento de la anemia en la enfermedad renal crónica (ERC).
• No medir sistemáticamente los niveles de renina plasmática como marcador pronóstico de hipertensión arterial en niños y niñas con daño renal permanente
CARDIOLOGÍA
No usar como primera línea de tratamiento clopidogrel en monoterapia tras un infarto de miocardio.
• No prescribir fibratos de forma rutinaria para la prevención primaria de enfermedad cardiovascular.
• No utilizar de forma rutinaria antagonistas de canales de calcio para reducir el riesgo cardiovascular después de un infarto de miocardio.
• No usar en pacientes con disfunción sistólica ventricular izquierda, por sus efectos adversos (empeoramiento de la insuficiencia cardiaca, proarritmia, muerte) agentes antiarrítmicos (con especial énfasis en los del grupo I-C).
• En pacientes con fibrilación auricular persistente en los cuales se ha corregido la causa de la misma (ej. infección pulmonar o fiebre) y se ha llevado a cabo con éxito cardioversión, no se recomienda el uso de antiarrítmicos para mantener el ritmo sinusal, a no ser que haya factores de riesgo para la recurrencia.
NEUROLOGÍA
No repetir estudios de neuroimagen (RM y/o TAC) reiteradamente en pacientes con cefalea primaria (migraña y cefalea tensional) sin cambios en el perfil de la misma.
• No repetir de forma rutinaria electroencefalogramas en el paciente epiléptico controlado (sin cambios en el perfil de las crisis) salvo que se quiera retirar la medicación.
• No usar fármacos con potenciales efectos secundarios extrapiramidales (antieméticos, antivertiginosos, 

 procinéticos) en pacientes con enfermedad de Parkinson.
• No usar anticoagulantes de forma rutinaria en el tratamiento del ictus agudo.
• En pacientes con esclerosis múltiple no usar tratamiento con corticoesteroides de larga duración.
MEDICINA DE FAMILIA (SE Medicina de Familia y Comunitaria, SE de Atención Primaria y SE de Médicos Generales y de Familia)
No solicitar densitometría de forma rutinaria en mujeres postmenopáusicas para valorar el riesgo de fractura osteoporótica, sin realizar antes una valoración de factores de riesgo.
• No utilizar la terapia hormonal (estrógenos o estrógenos con progestágenos) con el objetivo de prevenir la enfermedad vascular en mujeres posmenopáusicas.
No usar tiras reactivas y glucómetros en pacientes diabéticos tipo 2 en tratamiento con fármacos orales no hipoglucemiantes, salvo situaciones de control glucémico inestable.
No realizar de forma sistemática la determinación de PSA a individuos asintomáticos sin antecedentes familiares de primer grado de cáncer de próstata.
• No emplear la rifampicina junto con pirazinamida por su elevada toxicidad para la quimioprofilaxis primaria de la tuberculosis en las personas inmunocompetentes. 

domingo, 12 de enero de 2014

INFORME CADIME: TICAGRELOR


Ticagrelor es un antiagregante plaquetario oral que, administrado conjuntamente con ácido acetilsalicílico (AAS), se ha autorizado para la prevención de acontecimientos aterotrombóticos en pacientes adultos con síndrome coronario agudo (SCA) (angina inestable, infarto de miocardio sin elevación del segmento ST [IMSEST] o infarto de miocardio con elevación del segmento ST [IMCEST]), incluidos los pacientes controlados con tratamiento médico y los sometidos a una intervención coronaria percutánea (ICP) o a un injerto de derivación de arteria coronaria (IDAC).

Ante la ausencia de comparaciones directas entre ticagrelor y prasugrel o clopidogrel a dosis altas, la ausencia de datos sobre seguridad en condiciones de práctica clínica habitual, la menor experiencia de uso, y su elevado impacto presupuestario parece razonable establecer ciertas reservas a su utilización. Se considera que ticagrelor (combinado con AAS) aporta en algunas situaciones concretas en el tratamiento antiagregante de pacientes con SCA, con alto riesgo trombótico y bajo riesgo hemorrágico, resistentes a clopidogrel y con contraindicación o precauciones de uso con prasugrel.

viernes, 10 de enero de 2014

RANELATO DE ESTRONCIO:BALANCE BENEFICIO-RIESGO ES DESFAVORABLE

La AEMPS ha publicado hoy una Nota Informativa en la que concluye que:


Tras finalizar la revisión del balance beneficio-riesgo de ranelato de estroncio, el Comité para la Evaluación de Riesgos en Farmacovigilancia europeo (PRAC), ha recomendado suspender su autorización de comercialización.

Las conclusiones se basan en los datos referentes a su riesgo cardiovascular en el contexto de su limitada eficacia en la prevención de fracturas graves.

Esta recomendación deberá ser valorada en las próximas semanas por el Comité de Medicamentos de Uso Humano (CHMP) de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA). 


En espera de que se produzca la decisión final europea sobre ranelato de estroncio, la Agencia Española de Medicamentos y Productos sanitarios recomienda a los profesionales sanitarios:
  • No iniciar nuevos tratamientos con Protelos®/Osseor®.
  • En cuanto a los tratamientos actualmente en curso, valorar que las condiciones de uso actualmente autorizadas se cumplen, particularmente la limitación de la indicación a osteoporosis severa con alto riesgo de fracturas, y no administrarlo a pacientes con antecedentes de cardiopatía isquémica, enfermedad arterial periférica o enfermedad cerebrovascular, o aquellos con hipertensión arterial no controlada.

miércoles, 1 de enero de 2014

EMPIEZA UN NUEVO AÑO

Dejamos atrás un año difícil y empezamos otro, esperemos que no tanto.
Para los que nos dedicamos a la Medicina de Atención Primaria ha sido un año complicado, con continuos ajustes en nóminas, en presupuestos, en personal...
Pero a pesar de todo esto, algo ha seguido intacto e incluso aumentado: la implicación de todos los profesionales para intentar que los pacientes estén bien cuidados. En medio de tanto ajuste, lo que los profesionales no han ajustado han sido sus desvelos, sus compromisos con los pacientes y por ello debemos estar orgullosos de trabajar en lo que nos gusta.

Feliz 2014 !!!!!

jueves, 12 de diciembre de 2013

#NoSinEvidencia



Público la siguiente entrada como adhesión a la iniciativa de unos compañeros en defensa de la 
"Seguridad del Paciente" con relación a la aprobación de productos homeopáticos. 

La evidencia científica es uno de los pilares sobre los que se asienta la medicina moderna. Esto no 
siempre ha sido así: durante años, se aplicaron tratamientos médicos sin comprobar previamente su 
eficacia y seguridad. Algunos fueron efectivos, aunque muchos tuvieron resultados desastrosos.

Sin embargo, en la época en la que más conocimientos científicos se acumulan de la historia de la 
humanidad, existen todavía pseudo-ciencias que pretenden, sin demostrar ninguna efectividad ni 
seguridad, pasar por disciplinas cercanas a la medicina y llegar a los pacientes.

Los firmantes de este manifiesto, profesionales sanitarios y de otras ramas de la ciencia, periodistas y 
otros, somos conscientes de que nuestra responsabilidad, tanto legal como ética, consiste en aportar el 
mejor tratamiento posible a los pacientes y velar por su salud. Por ello, la aparición en los medios de 
comunicación de noticias sobre la apertura de un proceso de regulación y aprobación de medicamentos 
homeopáticos nos preocupa como sanitarios, científicos y ciudadanos, y creemos que debemos actuar 
al respecto. Las declaraciones de la directora de la Agencia Española de Medicamentos y Productos 
Sanitarios (AEMPS) asegurando que “no todos los medicamentos homeopáticos tienen que demostrar 
su eficacia” y que “la seguridad no se tiene que demostrar con ensayos clínicos específicos” no hacen 
sino aumentar nuestra preocupación.

Por lo tanto, solicitamos:
- Que no se apruebe ningún tratamiento que no haya demostrado, mediante ensayos clínicos 
reproducibles, unas condiciones de eficacia y seguridad al menos superiores a placebo. La 
regulación de unos supuestos medicamentos homeopáticos sin indicación terapéutica es una 
grave contradicción en sí misma y debe ser rechazada. Si no está indicado para nada ¿para 
qué hay que darlo?
- Que la AEMPS retire de la comercialización aquellos fármacos, de cualquier tipo, que pese 
a haber sido aprobados, no hayan demostrado una eficacia mayor que el placebo o que 
presenten unos efectos adversos desproporcionados.
- Que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y el resto de autoridades 
sanitarias persigan a aquellas empresas que atribuyen cualidades curativas o beneficiosas 
para la salud a sus productos sin haberlo demostrado científicamente.
- Que el Consejo General de Colegios de Médicos de España / Organización Médica Colegial, 
en cumplimiento del artículo 26 del Código de Deontología Médica, desapruebe a los 
facultativos que prescriban tratamientos sin evidencia científica demostrada. 
Puede adherirte a esta iniciativa en http://nosinevidencia.wordpress.com/

La protección "Omeopatica"

Quien lea el título de la entrada, pensará que este humilde Médico de Familia, debería, al menos, pasarle el corrector a lo que escribe, pero tengo que decir que la falta de ortografía es voluntaria, sin ánimo de acuñar una nueva palabra.

Esta semana ha sido noticia en prensa algo que debemos conocer los médicos desde hace años: que el omeprazol tiene efectos secundarios.

Pero claro, parece que hasta ahora nadie había caído en la cuenta que el omeprazol es un fármaco perteneciente a la familia de los IBPs, con indicaciones de tratamiento de la ERGE y como gastroprotector en pacientes con factores de riesgo y con consumo de AINES. Hasta ahora era EL PROTECTOR, y como protector protegía, pero no podía hacer daño.

Además a esto se sumaba su nombre vulgar: "EL OMEOPRAZOL". Siendo homeopático no es posible que fuera peligroso.

Todo esto unido a la campaña de promoción de la utilización de estos fármacos desde muchos actores de la salud, tenemos que estamos provocando la aparición de patologías en pacientes que probablemente no tendrían que haber tomado PROTECTOR.

Lo que si es proteger es NO PRESCRIBIR FÁRMACOS QUE NO SON NECESARIOS.

miércoles, 20 de noviembre de 2013

¿ESTAMOS NERVIOSOS O DORMIMOS POCO?

La AEMPS ha publicado un informe sobre UTILIZACIÓN DE MEDICAMENTOS ANSIOLÍTICOS E HIPNÓTICOS ENESPAÑA DURANTE EL PERÍODO 2000-2012.

Destaca de este informe:

El consumo de ansiolíticos e hipnóticos en su conjunto se incrementó en un 57,4% durante el periodo. 
- El grupo de hipnóticos y sedantes experimentó un incremento del 81,8%, mientras que el de los ansiolíticos aumentó un 46,8%. 
- Los ansiolíticos e hipnóticos más consumidos en términos absolutos, fueron los de acción intermedia, seguidos de los de acción larga. El mayor incremento de uso se registró también en los de acción intermedia, seguidos de los de acción corta (70,4% y 44,1%, respectivamente).
Los hipnóticos y sedantes más consumidos en el año 2012  fueron lormetazepam y zolpiden.
Los ansiolíticos más consumidos en el año 2012 fueron lorazepam seguido de alprazolam.
 
 
 ¿Este incremento viene dado por una necesidad de los pacientes real o por mal uso de estos fármacos?.

lunes, 18 de noviembre de 2013

¿ES NECESARIO TANTO HIPOLIPEMIANTE?

La AEMPS ha publicado el informe UTILIZACIÓN DE MEDICAMENTOS HIPOLIPEMIANTES EN ESPAÑADURANTE EL PERIODO 2000-2012.


El consumo de hipolipemiantes en España ha pasado de 18,9 DHD en el año 2000 a 102,6 DHD en el año 2012, lo que supone un incremento del 442%


Las estatinas han sido el grupo de hipolipemiantes más consumidos a lo largo de todo el periodo de estudio, con 14,7 DHD en 2000 y 91,6 DHD en 2012 (incremento de 522%).


El fármaco más utilizado durante todo el periodo de estudio fue atorvastatina, que ha pasado de 3,8 DHD en 2000 a 42,8 DHD en 2012 (incremento de 1012%). 

¿Este incremento de consumo ha disminuido la mortalidad por causa cardiovascular en España, sin aumentar las yatrogenias?

 

sábado, 9 de noviembre de 2013

RECOMENDACIÓN SUSPENSIÓN DIACEREINA

El Comité Evaluación de Riesgos de la EMA (EMA’s Pharmacovigilance Risk Assessment Committee (PRAC)) ha emitido informe aconsejando la suspensión de la comercialización de los fármacos con Diacereina por los efectos gastrolesivos y la toxicidad hepática.

Acceder al Informe

martes, 15 de octubre de 2013

ANTICONCEPTIVOS HORMONALES COMBINADOS: CONCLUSIONES DE LA REVISIÓN DEL RIESGO DE TROMBOEMBOLISMO VENOSO

La AEMPS ha publicado las Conclusiones de la Revisión del Riesgo de los ACHO: ANTICONCEPTIVOS HORMONALES COMBINADOS: CONCLUSIONES DE LA REVISIÓN DEL RIESGO DE TROMBOEMBOLISMO VENOSO.


Las conclusiones de esta revisión han sido las siguientes:
  • El beneficio de los AHC en la prevención de embarazos no deseados continúa siendo superior a los posibles riesgos asociados a su uso.
  • Los datos actuales confirman que el riesgo ya conocido de TEV es bajo, existiendo pequeñas diferencias entre las distintas combinaciones según el progestágeno que contienen (ver tabla).
  • La probabilidad de aparición de un cuadro de TEV es mayor durante el primer año, al reiniciar el uso tras una interrupción de al menos 4 semanas y en mujeres que presentan factores de riesgo (entre ellos mayor edad, tabaquismo, sobrepeso, migrañas, historia familiar de TEV o parto reciente).
  • Sobre el riesgo de tromboembolismo arterial se considera que, en todo caso, es muy bajo y no se dispone de información suficiente que permita establecer diferencias entre los distintas combinaciones.

ESTIMACIÓN DEL RIESGO DE TROMBOEMBOLISMO VENOSO ASOCIADO A AHC

Progestágeno(1) (combinado con etinlestradiol-EE, excepto que se especifique)Incidencia estimada (por 10,000 mujeres durante un año de uso)
No usuarias de AHC2
Levonorgestrel/ Norgestimato/ Noretisterona5-7
Etonogestrel/ Norelgestromina6-12
Gestodeno/ Desogestrel/ Drospirenona9-12
Clormadinona/ Dienogest/ Nomegestrol(combinados con estradiol-E2)No disponible

lunes, 7 de octubre de 2013

MEDICAMENTOS SOMETIDOS A SEGUIMIENTO ADICIONAL DE SU SEGURIDAD

La AEMPS ha publicado Nota Informativa sobre los MEDICAMENTOS SOMETIDOS A SEGUIMIENTO ADICIONAL DE SU SEGURIDAD.

En esta nota nos informa que los medicamentos sometidos a seguimiento adicional son aquellos que, por contener nuevos principios activos, ser medicamentos biológicos de reciente autorización o porque se requieren datos o estudios adicionales posteriores a la autorización, están sujetos a una vigilancia más estricta de su seguridad. 
Estos medicamentos son prioritarios para la notificación de sospechas de reacciones adversas. 
Se diferenciarán por un triángulo negro (▼) en la ficha técnica, prospecto y otros materiales informativos y se podrán consultar en la web de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios. 

Los medicamentos sometidos a este seguimiento son los que cumplen alguno de los siguientes criterios:

  • Contienen un nuevo principio activo autorizado por primera vez en la Unión Europea a partir del 1 de enero de 2011.
  • Medicamentos biológicos que se han autorizado en la Unión Europea a partir del 1 de enero de 2011.
  • Medicamentos a los que se les ha otorgado una autorización de comercialización condicional (el laboratorio titular de la autorización de comercialización está obligado a aportar más datos)
  • Medicamentos autorizados en circunstancias excepcionales (cuando hay razones específicas por las que el laboratorio titular de la autorización de comercialización no puede facilitar datos exhaustivos en el momento de la autorización).
  • La compañía que comercializa el medicamento está obligada a realizar determinados estudios posautorización, en el momento de la autorización o una vez el medicamento está autorizado.

jueves, 3 de octubre de 2013

TAMSULOSINA EN CÓLICOS RENALES

Esta semana acude a la consulta una paciente joven que ha precisado ingreso por cólico renal complicado con hidronefrosis grado II y que no mejoraba con analgesia parenteral.
Cuando acude a la consulta tras el ingreso una de las dudas que traía era que la habían prescrito Tamsulosina y que había leído que era para hombres, pero que había pensado: "los médicos sabrán lo que hacen", aunque no estaba muy convencida.

Yo era la primera vez que veía la utilización de tamsulosina para el cólico renal, por lo que he revisado el tema y aquí os dejo lo encontrado:

Indicaciones de Tamsulosina:

La indicación de la Tamsulosina en ficha técnica es "Síntomas de tracto urinario inferior (STUI) asociados con hiperplasia benigna de próstata (HBP)".

Tamsulosina en Cólico Renal:


Existen trabajos publicados en los que parece que el uso de tamsulosina favorece la expulsión de cálculos renales < 10 mm situados en uretel distal. Os dejo alguas de estas referencias



Al final no existe evidencia consistente que apoye el uso de tamsulosina como tratamieno coadyuvante expulsivo en la litiasis ureteral; la indicación de tratamiento del cólico renal no está aprobado para la tamsulosina; y mi paciente no ha mejorado mucho con ella.

martes, 1 de octubre de 2013

La viga en nuestro ojo

Cuantas veces, y yo el primero, y alguna ocasión en este Blog, nos hemos quejado de las dificultades que encontramos la Atención Primaria y la Medicina de Familia para poder resolver los problemas de salud de nuestros pacientes, encontrando generalmente fuera de la Atención Primaria el origen de todos nuestros males.

Esta es la paja en el ojo ajeno. Pero nos cuesta mirarnos a nosotros y ver la viga en nuestro ojo. Nos cuesta mirarnos y asumir que no siempre hacemos las cosas de forma correcta, que en ocasiones somos nosotros los que generamos las dificultades y que debemos mejorar mucho para poder exigir que los demás mejoren.

El día que consigamos ser críticos con nosotros mismos y corregir nuestros muchos defectos, pasando a ser considerados por la población, por las instituciones y por nuestros compañeros como los verdaderos referentes de salud, será el día en el que la Atención Primaria podrá levantarse y reclamar el lugar que merece: ser la piedra angular del Sistema  Sanitario de Salud.

Mientras tanto nos limitáremos a quejarnos de lo mal que lo hacen otros y a ser acusados de no querer  liderar el cambio necesario en nuestra sanidad.

domingo, 29 de septiembre de 2013

¿Qué queremos los Médicos de Familia?

La Junta Permanente de la Sociedad Andaluza de Medicina Familiar y Comunitaria (SAMFyC) ha publicado un documento llamado ¿Qué queremos los Médicos de Familia?. Lo podéis descargar en www.samfyc.es y aquí os lo dejo íntegro:



Los médicos de Familia de Atención Primaria queremos prestar una atención sanitaria de calidad.... 
En los últimos años, los profesionales de Atención Primaria de Andalucía hemos manifestado en más de una ocasión nuestras expectativas y opiniones en relación al desarrollo de nuestra tarea asistencial. Así, junto con otras sociedades científicas trabajamos conjuntamente con la Administración Sanitaria los contenidos del "Pacto Andaluz por el Desarrollo de Estrategias para la Atención Primaria" (2006); posteriormente hemos participado en grupos de trabajo convocados para mejorar la historia clínica digital aportando las valoraciones de quienes la utilizamos todos los días. También hemos propuesto sugerencias para disminuir la burocracia en nuestras consultas. Los médicos de familia requerimos liberarnos de determinadas tareas burocráticas y rutinarias para dedicar más tiempo a la atención sanitaria de aquellos pacientes que más lo necesitan.A nivel estatal, también se ha contribuido a la concreción en las distintas comunidades autónomas del documento "Estrategias para la Atención Primaria del siglo XXI (Proyecto AP XXI), publicado en 2006 por el Ministerio de Sanidad y Consumo. 
Actualmente en Andalucía, de nuevo, el Servicio Andaluz de Salud, está trabajando con grupos de profesionales para avanzar en el desarrollo de la Atención Primaria para los años venideros.Atención Primaria es eficiente. Acompaña a pacientes y a familias, sanas y enfermas. Actúa como agente de las personas ante el resto del Sistema Sanitario Público. Y los médicos de familia queremos seguir participando y aportando soluciones junto con los ciudadanos. Tenemos claro, cada vez con más premura, que la asistencia en el entorno de la comunidad donde viven las personas precisa una mayor adaptación a las necesidades de la ciudadanía. El cambio demográfico, que ya nos ha alcanzado, la necesaria actuación sobre los determinantes de la salud y la atención a la cronicidad, requieren una reorientación de los recursos sanitarios públicos. Cambio de rumbo que deberá producirse en el actual contexto socioeconómico, en el que se prevé difícil poner en marcha cualquier planificación que implique incremento del gasto público en atención sanitaria, por muy eficiente que sea la Atención Primaria de Salud.  
Nuestra cartera de servicios se ha incrementado en los últimos años con la deseada y bienvenida disminución de los días de estancia hospitalaria, con altas hospitalarias precoces; o asumiendo el control de pacientes anticoagulados, hasta hace poco de seguimiento hospitalario. Tareas que sumadas a otras muchas actividades de atención a la comunidad y atención a domicilio, hacen necesaria una reflexión sobre el papel que deseamos desarrollar los médicos de familia. Y sobre lo que necesitan esas familias que atendemos. Sin obviar en esta necesaria reflexión los puntos de vista de otros profesionales con quienes compartimos el cuidado de la comunidad: pediatras, odontólogos, enfermeras, auxiliares de enfermería, trabajadores sociales, personal de unidades de atención ciudadana y apoyo administrativo; así como otros profesionales implicados en el abordaje de la dependencia, como fisioterapeutas y terapeutas ocupacionales.  
Desde esta Sociedad de Medicina de Familia de Andalucía nos debemos plantear, entre otras cuestiones fundamentales, la grave dificultad de mantener íntegramente la actual cartera de servicios con unos recursos significativamente mermados, idénticos parámetros organizativos y los mismos e inflexibles objetivos de demora en la consulta. Quizás una de las mayores amenazas sea el excesivo desconocimiento existente dentro de la propia institución sanitaria sobre la labor facultativa especializada que realizamos cada día los miles de médicos de familia andaluces. Desconocimiento que parece ser frecuente tanto entre otros facultativos especialistas, como entre cargos de gestión, responsables de la Administración Sanitaria y políticos del ramo. En demasiadas ocasiones seguimos siendo tratados como médicos no especialistas; cuando, sin embargo, somos precisamente especialistas en el desempeño de las tareas que tenemos asignadas.   
En relación a la accesibilidad, los médicos de familia seguimos siendo los profesionales sanitarios con mayor nivel de acceso en los centros de salud. La elevada accesibilidad a nuestras consultas -priorizada en los objetivos de las UGC- nos obliga a realizar consultas muy rápidas, que frecuentemente generan una resolución menor; nos inducen estrés, al colisionar con nuestra aspiración de ejercer correctamente nuestra labor asistencial; favorecen la aparición de incidentes de seguridad en nuestros pacientes; a la vez que nos dificultan la atención en el domicilio y a la comunidad. Los médicos de familia atendemos un importante número de pacientes cada día que presentan problemas de salud y vitales de diversa índole, que inducen una gran carga emocional. Los facultativos de Medicina de Familia debemos mantenernos en la consulta -todos los días, un importante número de horas cada jornada- con un nivel de máxima alerta; empatizando con cada una de las personas que atendemos, que a veces se encuentran en circunstancias personales y familiares muy adversas; manejando con esmero habilidades en comunicación, entrevista clínica y control emocional; a la vez que la toma de decisiones clínicas -a menudo complejas- habitualmente debe ser ágil y rápida.  
Actualmente, la gran mayoría de nuestras agendas como médicos de familia no son acordes con el tiempo que realmente precisan los pacientes que atendemos. Paralelamente, la demora en ser atendidos en consulta es percibida por los pacientes -¿y por los propios gestores y responsables de la Administración Sanitaria?- con una valoración altamente negativa. La agenda de citas de los médicos de familia no refleja el tiempo real que debe ser dedicado a cada paciente, que resulta ser significativamente superior al inicialmente programado. El retraso entre la hora en la que un paciente ha sido citado y aquella en la que es finalmente atendido,  existe porque las agendas de citas han sido diseñadas asignando periodos de tiempo por cada consulta claramente irreales e insuficientes. Las agendas pueden ser infinitas en el papel, pero no en la labor asistencial cotidiana con los pacientes y sus familias, que requiere dedicación y tiempo. Tampoco puede ser obviada la necesidad de reservar determinados tramos horarios para aquellos pacientes que requieren asistencia sin demora el mismo día que la solicitan. Si esos huecos no están previstos en nuestras agendas, su atención -que es necesaria aunque sea imprevista- acaba retrasando aún más la consulta, en detrimento del resto de pacientes que se eternizan y desesperan en las salas de espera.  
La historia clínica digital y la receta electrónica se han convertido en herramientas imprescindibles para el desarrollo de la práctica clínica, pero ¡ojo! también ralentizan nuestras consultas. Los gestores sanitarios deberían asumir que, inevitablemente, ambas enlentecen la consulta, e incorporar esta debilidad como uno más de los motivos causantes de consumo de tiempo en la consulta.La solución pasa -ineludiblemente- por planificar agendas de citas médicas más realistas en la asignación del tiempo requerido para atender a cada paciente. Ello evitará esperas innecesarias a los pacientes y a los familiares o allegados que frecuentemente los acompañan. A la vez, reducirá el estrés de los médicos de familia, enfrentados diariamente a la imposibilidad material de registrar correctamente los datos clínicos de todos y cada uno de sus pacientes. Debe ser asumido que, sin discutir su potencialidad, Diraya -el sistema utilizado como soporte de la historia clínica electrónica- requiere tiempo para tareas de registro, absolutamente necesarias para el correcto seguimiento de los pacientes, monitorizar objetivos, evaluar resultados y explotar datos epidemiológicos para la docencia y la investigación.  
En relación a la atención domiciliaria, nuestra responsabilidad pasa por mantener y mejorar nuestra capacidad de resolución en este espacio asistencial que es propio de nuestra especialidad médica. No deberíamos contribuir a la fragmentación de la asistencia del paciente en el entorno del domicilio, permitiendo que otros profesionales sanitarios ocupen un espacio asistencial que nos es propio coordinar porque nosotros estemos dedicando nuestro tiempo a tareas burocráticas absolutamente ineficientes. No tiene lógica que, precisamente, una de las funciones más importantes y más especificas de los médicos de familia acabe como una actividad marginal en nuestra agenda de trabajo diaria. Priorizando en exceso la consulta a demanda frente a otras actividades asistenciales propias de nuestra especialidad exponemos a nuestros pacientes -especialmente a los pacientes crónicos pluripatológicos, cada vez más frecuentes en nuestras consultas- a una asistencia más irregular, no programada. Si no podemos dedicar tiempo suficiente a la atención a domicilio resultará difícil realizar una correcta atención a los pacientes inmovilizados, que padecen enfermedades graves e irreversibles, que requieren cuidados paliativos, oncológicos o no oncológicos, o que se encuentran en las fases terminales de su vida. La intensidad de la consulta a demanda no tendría que hacernos postergar la atención de aquellos pacientes que más nos necesitan por ser especialmente vulnerables.  
Mantener e incrementar la capacidad de resolución de la Medicina de Familia implica profesionales eficazmente formados y permanentemente actualizados en abordajes terapéuticos y prácticas clínicas. Ello permitirá manejar pacientes con situaciones clínicas complejas, afrontar nuevas demandas asistenciales y dar respuesta a las nuevas estrategias formuladas en el seno del Sistema Sanitario Público de Andalucía; como, por ejemplo, ofertar de forma equitativa y para todos los andaluces unos cuidados paliativos adecuados a la necesidad de los pacientes y sus familias.  La formación- cuya oferta es en este momento escasa- debe ser fácilmente accesible para los profesionales que desempeñan su labor facultativa tanto en ciudades y áreas metropolitanas, como aquellos otros que atienden municipios de menor tamaño poblacional, donde la dispersión geográfica y el incremento de jornada laboral asociada a la atención continuada endurecen más las condiciones de trabajo y, frecuentemente, dificultan más el acceso reglado a la formación. 

Los profesionales de los centros de salud precisamos equipos directivosexpertos en ejercer un liderazgoclínico; con capacidad para impulsar voluntades, crear motivación y trasmitir optimismo. Atención Primaria no necesita trasmisores de órdenes o meros gestores de planillas y cuadrantes. Requiere de líderes que conecten a los profesionales con los valores inspiradores de una sanidad pública de cobertura universal, eficiente en el consumo de recursos y equitativa en el acceso a los servicios y prestaciones para toda la ciudadanía andaluza. Para que los equipos directivos de las Unidades Clínicas de Atención Primaria puedan ejercer este liderazgo y la indispensable función de gestión del equipo requieren herramientas de gestión y, también, disponibilidad de tiempo, con una mayor flexibilidad en la dedicación a tareas asistenciales. Una prioridad que ha resultado muy sacrificada con los ajustes presupuestarios. 
Seguimos sin conocer el producto sanitario en las diferentes Unidades de Gestión Clínica. Indicadores útiles para flexibilizar los patrones de provisión deservicios asistenciales a poblaciones con realidades y necesidades diferentes.No se ha logrado implantar con éxito los grupos clínicos ajustados (ACG) para mejorar la planificación de recursos y medir y comparar resultados. Se sigue trabajando con medidas de complejidad clínica para pacientes con ingreso hospitalario, pero se desconoce la complejidad de los pacientes adscritos a una determinada unidad clínica de Atención Primaria o a un cupo médico concreto. 
Son cada vez más escasas las actuaciones diferenciadas orientadas a mejorar la accesibilidad de grupos de población especialmente vulnerable o con mayor riesgo de exclusión social y/o territorial. Se genera, por tanto, una brecha en elprincipio de equidad que repercute tanto en la ciudadanía como en los propios profesionales, que no disponemos de recursos diferenciados según la morbimortalidad de los pacientes y adaptados a la diversidad y peculiaridades sociales y territoriales de cada zona. 
El Sistema Sanitario Público de Andalucía ha generado estrategias relevantes en materia de Seguridad del Paciente, también en el cumplimiento de la Ley2/2010 de Derechos y Garantías de la Dignidad de la Persona en el Proceso de la Muerte, o la Estrategia de Bioética 2011-2014, entre otras. Estrategias que corren el riesgo de quedar en primorosos documentos escritos, que suenan lejanos a la práctica asistencial, si no se profundiza en su implementación en los equipos y en su entronque dentro del espacio que comparten el profesional y el ciudadano. 
La Estrategia de Bioética del SSPA es un gran facilitador de la comprensión del principio de justicia en la gestión de recursos públicos con la corresponsabilidad de todos los implicados, profesionales y ciudadanos. Los líderes de las UGC podrían desplegar en este campo una gran labor, apoyados por los equipos directivos de Atención Primaria. Este prisma de la bioética médica sustenta la salvaguarda del derecho de la ciudadanía a prestaciones sanitarias de calidad que aporten valor clínico contrastado y resulten eficientes, como siempre deben ser los recursos públicos. Atención Primaria lleva décadas dando ejemplo de calidad asistencial y eficiencia frente a servicios y prestaciones menosadecuadas por su escasa pertinencia y/o rentabilidad sanitaria y social. 
La Medicina de Familia debe fortalecer su imagen pública dando respuestas a las crecientes expectativas que los ciudadanos depositan en el sistema sanitario público. Los médicos de familia seguiremos aportando propuestas de cambio para mejorar la capacidad de resolución de problemas de salud, la humanización y personalización de la atención sanitaria y la escucha activa de los pacientes.
 La Junta Permanente de la Sociedad Andaluza de Medicina Familiar y Comunitaria manifiesta su orgullo por la capacidad resolutiva demostrada día a día por los más de 5.000 médicos de familia andaluces y por su ingente e insustituible contribución al sostenimiento de la sanidad pública de nuestra Comunidad. Nuestro más sincero reconocimiento.